Historia

Presentación

Somos una red de investigación interdisciplinaria impulsada por la Universidad de Chile, en la cual concurren expertos  académicos de diversas disciplinas, tanto de las ciencias exactas como de las sociales, de universidades e institutos estatales, convocados por el interés común de aportar al diseño de políticas públicas con base en el conocimiento de los salares, el litio y las comunidades de los entornos donde se encuentran el elemento y su biodiversidad.

La Red Litio y Salares: Ciencia y Futuro, surgió en el marco del Programa de Fortalecimiento de Universidades Estatales UCH-1799, «Generación de Redes de Investigación Interdisciplinaria para Desafíos Globales VID 2018».

La importancia estratégica del litio y los salares, así como la gobernanza con respeto a las comunidades aledañas, mantiene en alerta a los investigadores de la red quienes expresan especial preocupación por el cumplimiento de la ley que reconoce al mineral como propiedad de todos los chilenos y en los salares una fuente incomparable de riqueza biodiversa que requiere conocimiento y políticas adecuadas para su preservación.

Consideraciones básicas

Chile tiene una de las mayores reservas de litio del mundo, junto a Bolivia y Argentina, lo cual implica un desafío para la ciencia, gobernantes y gobernados, con el futuro energético del país.

El litio es un mineral que tiene una importancia estratégica para la industria. Además de sus usos tradicionales –grasas lubricantes, fritas, vidrios y cerámicas, entre otros- hoy es considerado un material energético fundamental gracias a sus singulares propiedades físico-químicas. Son tres las aplicaciones que destacan en este ámbito y que abren inmensas oportunidades de investigación y desarrollo: Primero, el litio se utiliza para almacenamiento de energía, a través de su uso en baterías eléctricas y acumuladores termo-solares. Segundo, contribuye en la eficiencia energética, mediante su utilización en aleaciones livianas y resistentes para aviones, barcos y rodados, como son las de aluminio-litio. Finalmente, es el elemento clave en la producción del tritio, que es el combustible de la futura fusión nuclear.

Estas son las razones de la fuerte alza de los precios que ha experimentado el litio en los último años, tendencia que continuará debido al aumento de automóviles eléctricos y a la necesidad que generan las energías renovables no tradicionales (solar y eólica) de acumular energía.

Las reservas del elemento se encuentran en los salares, en la forma de salmuera, junto a otros valiosos minerales como potasio, sodio, boro, sulfatos y cloruros.

La mayor reserva de litio está en el Salar de Atacama, donde también se localizan las mejores condiciones del mundo para su explotación, dada la alta ley en que allí se encuentra, la ausencia de elementos contaminantes y la gran tasa de evaporación debido al calor y la sequedad existente, que redundan en una faena de extracción barata y eficiente. La infraestructura de caminos y el agua que ya existen allí hacen de este salar un lugar privilegiado para la obtención de litio.

Pero, la sustentabilidad de los salares se asegura con una adecuada gobernanza de ellos.  

De lo anterior se desprenden muchas tareas para las universidades públicas, los institutos de investigación y diversas instituciones del Estado, como la Comisión Chilena de Energía Nuclear, el Servicio Nacional de Geografía y Minería, la Dirección de Aguas, el Ministerio del Medio Ambiente, etc.

Desgraciadamente, hasta ahora no ha habido una Política de Estado que cautelara el interés público con respecto a las riquezas que tenemos en los salares. Estos fueron cedidos a la explotación de privados, sin control del Estado, sin captura de su renta y, peor aún (como el caso de la empresa SQM), realizando acciones al margen de toda regulación.

La CNL

En ese contexto, el año 2014 el Gobierno creó la Comisión Nacional del Litio para

diseñar una política nacional del litio y la gobernanza de los salares. En su análisis, entregado en un Informe en enero 2015 y titulado “Litio: una fuente de energía, una oportunidad para Chile”, la Comisión señaló la imperiosa necesidad de que el Estado, en su conjunto se involucre en la gobernanza de los salares.

En dicho análisis se constató que los salares son ecosistemas dinámicos, frágiles, de gran complejidad y que debe considerarse a éstos en su globalidad, y no sólo en relación al litio que contienen. Se concluyó, además, que se requiere un tratamiento específico para la explotación de los salares, debido a que los minerales están contenidos en la salmuera, y no en roca, lo cual implica que la

actual ley de concesiones mineras no se adapta a ellos, por lo cual se mantuvo el litio como un mineral no concesible.

Para los chilenos

Por estas razones, urge una nueva institucionalidad que cumpla el rol normativo, regulador y fiscalizador para una gobernanza integrada de los salares. Ello requiere de dotar al Estado de recursos materiales, humanos, científicos y técnicos, para que efectivamente sean todos los chilenos los auténticos dueños de estas riquezas. Una tarea fundamental que esta nueva institucionalidad debe asegurar es la sustentabilidad de los salares y maximizar la captura de la renta para el Estado. Ello se alcanza con una adecuada relación entre los pueblos que habitan las zonas donde están estas riquezas naturales y los gobiernos. Esto significa conocer a cabalidad la hidrogeología de los salares, sus condiciones

físico-químicas, la ecología y medio ambiente (flora, fauna, extremófilos). Los aspectos sociales: asentamientos humanos y comunidades; geografía económica y recursos hídricos. La normativa: leyes, decretos, organización, entre otros.

Para maximizar la captura de la renta y el aprovechamiento óptimo de los recursos naturales extraídos del salar, la comisión propuso la creación de una empresa pública. Esto significa asumir labores de explotación de los salares, ya sea individualmente o en asociación con terceros; conocer el mercado del litio, potasio, boro y otros; promover conocimiento científico y técnico, tanto de extracción como de productos derivados. Es decir, agregar valor aguas arriba y aguas abajo.

Ya se han dado los primeros pasos en la implementación de las recomendaciones de la Comisión Nacional del Litio, que contemplan medidas a corto, mediano y largo plazo. Por ejemplo, la empresa estatal Codelco entró a la industria de litio para explotar los salares de Maricunga y Pedernales, donde tiene pertenencias. Además, se creó el Comité Corfo de Minería No-Metálica, con el fin de implementar acciones de gobernanza de los salares y maximizar la renta y el aprovechamiento de éstos por todos los chilenos. En ese sentido, se prevé que habrán planes y fondos dedicados al estudio de los salares.

 

Desde una perspectiva social, económica e histórica, vincularse al desafío de los salares y a la explotación del litio, en particular, implica también repensar la estrategia de desarrollo del país, marcada históricamente por la exportación de materias primas, en especial del cobre (la nacionalización de éste en el marco de las políticas desarrollistas y la mantención de Codelco como empresa estatal, aunque ya no como único actor extractivo, pero sí como principal financista del Estado), en un marco de políticas neoliberales desde la dictadura que se extendieron con la apertura económica global, mediante la firma de tratados de libre comercio con el retorno de la democracia.

Esta evolución, si bien ha generado un sostenido crecimiento por un largo período, también ha generado importantes impactos socio-ambientales y, más aún, no ha logrado llevar al país al desarrollo de áreas de la economía más complejas, predominando la economía extractivista, ni tampoco ha generado una sociedad más igualitaria a pesar de la enorme expansión en la producción. El alza histórica reciente de los precios del cobre y su nulo impacto en las capacidades de investigación del país es un ejemplo lapidario.

Doble desafío

De esta forma, la red interdisciplinaria se plantea el doble desafío que significa repensar tanto la forma cómo se desarrolla la investigación colaborativa al interior de nuestras universidades y centros de investigación estatales, como también desde la redefinición del rol que juega este recurso natural en el potencial desarrollo sostenible del país.  

Para las universidades y centros de investigación públicos, por ser parte del Estado, es una necesidad y acción natural trabajar en estos temas estratégicos para el país. Con esta red se abre, además, una oportunidad para desarrollar investigación conjunta, multi-disciplinaria, entre los investigadores de la Universidad de Chile, así como en alianza con otras universidades públicas para el desarrollo de nuevas tecnologías, enmarcados en los avances de la Comisión Nacional del Litio para una propuesta colaborativa de investigación y docencia (en distintos niveles), que permita recoger las capacidades existentes y vincularse al desafío que implica la gobernanza y uso de los salares, y, en particular, la extracción del Litio, como lo establece el mandato que creó la Comisión Nacional del Litio destinada a: “…proponer la forma en que el país aprovechará el recurso litio en el interés general, particularmente atendiendo a su potencial para el futuro” (Comisión del Litio, p.1,2017).

En coherencia a tal desafío, esta red busca “Constituir un grupo trans-disciplinario de investigación colaborativa en las universidades y centros de investigación del Estado, con vínculo internacional, que apunte al diseño de políticas públicas sustentadas en la investigación, desarrollo, docencia y extensión para la gobernanza y uso de los salares de Chile”.

De la que se desprenden los siguientes objetivos específicos:

  1. Analizar y proponer un plan estratégico para articular una red trans-disciplinaria que aborde los desafíos en materia de política pública del Litio y la gobernanza de los salares para el desarrollo nacional, con énfasis en el rol de las universidades y centros de investigación del Estado, en vinculación con organizaciones de la sociedad civil.
  2. Fomentar el vínculo entre investigación, formación y extensión para incorporar la gobernanza y uso de los salares, como un eje central de la construcción del contenido académico que se desarrolla en las universidades y centros de investigación del Estado con vinculación internacional.
  3. Posicionar la plataforma para promover discusión referida a la importancia de la Gobernanza (de la relación entre los chilenos y sus gobernantes) y el uso de los salares a nivel nacional e internacional, que permita incidir en quienes toman las decisiones para su manejo sostenible y aporte al desarrollo nacional, considerando la investigación e innovación desarrolladas por las universidades y centros de investigación del estado.
Scroll to top